Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Inicio de sesión

2016 La internacionalización del sector agropecuario a partir de la economía solidaria

Universidad Cooperativa de ColombiaCampus BogotáSala de prensa2016La internacionalización del sector agropecuario a partir de la economía solidaria

La internacionalización del sector agropecuario a partir de la economía solidaria

​​

La internacionalización del sector agropecuario

a partir de la economía solidaria ​


Así se resume la propuesta del profesor Jorge Ramírez, del programa de Comercio Internacional, durante el evento académico de la Facultad de Ciencias Económicas y Administrativas sobre competitividad, internacionalización y TIC.

 16833847761_6c18a1a8b8_k.jpg

Foto tomada de: www.minagricultura.gov.co​

 

De los cerca de 24 millones de colombianos activos económicamente, más de siete millones está vinculado al sector de la economía solidaria, lo cual indica un importante rol en los indicadores nacionales. Por esto, el profesor del programa de Comercio Internacional, Jorge Ramírez, realizó una investigación referente a cómo la economía solidaria (ES) puede ser una aliada del sector agropecuario con miras a su proyección internacional.

La investigación aborda la importancia de fortalecer la internacionalización de la economía solidaria ante la compleja problemática socioeconómica y política que vive el sector agropecuario colombiano, principalmente el vinculado a este en el contexto de la economía nacional, latinoamericana y del Caribe.

En el proceso investigativo se aplicó el método del Pensamiento Complejo con carácter sistémico-dialéctico (dialógico), estableciéndose la distinción-articulación e inclusión de las políticas públicas del Estado colombiano en materia de economía solidaria.

Los resultados fueron expuestos durante el II Congreso de la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Cooperativa de Bogotá "Las organizaciones competitivas del siglo XXI: innovación, internacionalización y TIC".

 

De acuerdo con los datos de 2014 del investigador, del total de 7.026.021 asociados, el 82.9 % (5.823.347) pertenece a cooperativas, el 14.4 % (1.015.087) a fondos de empleados y el restante 2.7 % (187.587) pertenece a asociaciones mutuales.

Para él, existe una situación difícil en el campo colombiano que tiene diversos orígenes como por ejemplo, exclusión social, inequidad en la distribución de los ingresos, necesidades básicas insatisfechas y escasa apropiación de los valores de la economía solidaria, todo lo cual impide "su desarrollo integral  orientado a la consecución de una vida digna". Además, es un  oobstáculo para lograr una mayor participación del sector en la economía nacional y solidaria, y los procesos de internacionalización a la región se vuelven imposibles. 

IMG_1225.jpg

 Esto genera un ambiente de "protesta general y sistemática - Violencia social, baja competitividad en los procesos de producción, distribución y comercialización nacional e internacional  e insuficiente aprovechamiento de oportunidades de emprendimiento cooperativo y solidario", revela el profesor Ramírez.

El profesor cita a José Coraggio frente a la esencia del sistema capitalista y señala que aun cuando los países logran crecer, la pobreza y la indigencia ceden en principio pero que después "la tendencia a la degradación de la calidad de la vida continúa, se extiende el avance de las formas más perversas de explotación de los seres humanos y la naturaleza".                                                                                                     ​   Foto tomada de Archivo personal Patricia Avendaño ​

Ahora, también plantea el futuro del campo y el desarrollo agrario integral con respecto de acuerdo de paz al que llegaron Gobierno y guerrilla y señala que las responsabilidades que convergen ahora para los diferentes sectores son innegables, y concluye que, se necesita más participación de la economía solidaria, (ES).

 

Concluye, que el sector debe participar más en los escenarios de política pública y la sociedad valorar su rol dentro de la economía. Además, la ES debe apoyar en los procesos de internacionalización del sector agropecuario, como una alternativa de crecimiento e iincentivar entre los sectores populares su propia responsabilidad frente a su desarrollo integral y mejor calidad de vida.

Comunicaciones Bogotá / Patricia Avendaño