Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Inicio de sesión

2016 Seguridad vial, un reto para Santander, Colombia y el mundo

Universidad Cooperativa de ColombiaSala de Conocimiento2016Seguridad vial, un reto para Santander, Colombia y el mundo

Seguridad vial, un reto para Santander, Colombia y el mundo

Seguridad vial​

Seguridad vial, un reto para Santander, Colombia y el mundo
foto.jpg


Adriana Elena Hernández Gamboa
Docente tiempo completo de la Facultad de Enfermería 
Magíster en Gestión de Servicios de Salud
Especialista en Enfermería Médico Quirúrgica






Según el informe sobre Situación Mundial de Seguridad Vial 2013, de la Organización Mundial de la Salud - OMS, anualmente se pierden en el mundo 1,24 millones de vidas por lesiones ocasionadas por el tránsito, 80% de las muertes ocurrieron en países con ingresos medios como Colombia. Las lesiones ocasionadas por el tránsito son la primera causa de muerte entre los jóvenes de 15 a 29 años y la octava causa a nivel mundial.  El 50% de los fallecidos corresponden a motociclistas, peatones y ciclistas, quienes son llamados usuarios vulnerables de la vía pública.  

En las Américas para el año 2009, las lesiones causadas por el tránsito vial, representan la primera causa de muerte en el grupo de 5 a 14 años, la segunda en los grupos de 15 a 44 años, y la novena en mortalidad general, 76% de las defunciones son hombres. 

En Colombia, según el Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses en el año 2013, se atendieron 48.042 casos por lesiones causadas por el tránsito y ocurrieron 6.219 muertes por esta causa. El 40.1% de las muertes ocurrió en fin de semana. 

En el departamento de Santander, durante el año 2010, las lesiones causadas por el tránsito, ocuparon la segunda causa de muerte en personas jóvenes. Un estudio realizado por Hernández, A y Ardila, Y. mostró una importante incidencia de accidentes en la  autopista que conecta los municipios de Bucaramanga, Floridablanca y Piedecuesta.

Seguridad vial.jpg
Figura 1. Geo-referencia del lugar del accidente, de los pacientes que consultan al servicio de urgencias de la Foscal.
 
Tomado de:  Hernández, A. y Ardila Y. Accesibilidad, oportunidad y gasto hospitalario en la atención de pacientes que consultan a la Clínica Foscal por lesiones causadas por colisión en tránsito.

Las lesiones por accidentes de tránsito son un problema de salud pública a nivel mundial, nacional y en el departamento de Santander, con un impacto importante en el aumento del gasto para los sistemas de salud derivado de los altos costos de la atención hospitalaria de los pacientes poli-traumatizados. Las consecuencias sociales traducidas en disminución o pérdida de la capacidad productiva y sostenimiento económico de la familia debido a secuelas, incapacidad, sufrimiento, dolor para la familia, pérdidas económicas no cuantificables para la sociedad, generados por la carga que representa los cuidados que requiere la persona afectada, terapias de rehabilitación por tiempos prolongados, y en muchos casos pérdida de la capacidad productividad total y años de vida potenciales perdidos por muerte.

Por otra parte, la actual crisis del Sistema General de Seguridad Social en Salud, que tiene a las instituciones prestadoras de salud al borde de la quiebra, debido a deudas no pagadas por las EPS, además de la cultura de la población colombiana, quienes consultan al servicio de urgencias por  eventualidades menores de salud, sin realmente cumplir con los requisitos establecidos en la normatividad, ha generado un aumento en la demanda de servicios por parte de los usuarios, creando congestión en los servicios críticos tales como los servicios de urgencias, a pesar de todos los esfuerzos de las diferentes instituciones de salud por aumentar su oferta de servicios.

Huang, C, et al, en su artículo Traumatismo Causado por Accidentes de Tránsito en Países en Desarrollo: Agenda de Investigación y Acción, se refiere acerca de las medidas de seguridad de la OMS para la disminución de la morbilidad y mortalidad por esta causa, el uso correcto del cinturón reduce un 61% la posibilidad de morir, los sistemas de retención para niños puede reducir hasta en 35% las muertes en este grupo de población infantil, el uso del casco reduce en un 45% las lesiones craneoencefálicas mortales, el cumplimiento de la ley respecto a la ingestión de sustancias alcohólicas y el manejo de vehículos recude un 20% la accidentalidad, y por cada kilómetro que se disminuye la velocidad, se reduce un 2% la probabilidad de colisiones vehiculares.

Como profesionales de la salud, educadores y participantes activos en la creación de una  sociedad con sentido crítico y responsabilidad social, nuestro interés desde la Universidad, debe ser el generar conciencia en nuestra comunidad educativa y en la comunidad en general, reconocer las lesiones ocasionadas en tránsito como un problema de salud pública y la importancia de implementar programas de prevención que involucren niños, jóvenes y adultos, con el fin de salvar sus propias vidas y las de los demás, poder disfrutar de la vida con más años sanos, y felices junto a nuestras familias.